Buscar
  • Veronica Morera

3 Hábitos que disminuyen ansiedad

Estaba en mi sofá como una bolita llorando este lunes sintiendo ansiedad.

No sentía ansiedad desde el 2019 en mi posparto inmediato con Santiago donde por un par de días sentía que me ahogaba entre la falta de sueño, el cansancio del parto y la inyección de oxitocina que woah... mis hormonas volaron!

Esta vez ha sido una mezcla entre tocar trauma + decepción + enojo. Ha venido con el inicio de otro confinamiento. Y es que no es simplemente "ay cerraron los cafecitos y coles [carita triste], bueno a trabajar desde casa y clases online pa' la peque". No.

Significa que mis recursos para co-regular el sistema nervioso son limitados (y no directamente por mi). Y si eres altamente sensible, como yo, los efectos son aún más marcados. El gimnasio, la estimulación sensorial, ver a otros humanos adultos, apoyo para crianza (y sostener la salud mental de tus hijos)... todo bye bye... Y eso es traumático.

Pero detrás de esa ansiedad se escondía también una impotencia, me sentía chiquita. También sentía miedo a equivocarme y ser mala madre, mala esposa, mal humano.

Y es que...

Ansiedad es un estancamiento en el procesamiento de miedo o trauma.
Es un estreñimiento emocional que se manifiesta como pánico, sobreanalisis (en un intento desesperado por controlar), desconfianza en tus decisiones y hostilidad hacia la vida (desconexión).

Entonces...

Me permití llorar y expresar mi victimización y pataleta (importante y necesario permitirlo) pero tampoco me quedé pegada. Con compasión y minimalismo me moví hacia digerir la ansiedad, la cual duró al final dos días.

Hoy confianza y calma brillan y te voy a decir algunas cosas que hice para lograrlo.

Esto no era posible hace 10 años, hubiese terminado borracha o lesionándome.

Pero a día de hoy puedo reconocer traumas, karmas, bucles y enraizarme con paciencia.

[Recuerda que si necesitas ayuda profesional no dudes en buscarla, incluyendo escribiendo un email a admin@purplerainnutrition.com si necesitas a alguien de mi equipo].

Porque...

Lo opuesto a ansiedad no es calma. Es confianza.

- Tory Eletto

Ahora veamos cómo estás tu...

¿Te sientes suficiente, confías en tus decisiones y sientes que la vida te sostiene?




Veamos 3 formas de disminuir ansiedad y sentir paz:

(nota: eventualmente esto no será suficiente y necesitarás lidiar con la causa y raíz)


Tus primeros 5 minutos del día


Tus primeros 5 minutos del día pautan el ritmo y tono para el resto de tu día. Y no. No es que necesitas levantarte con cisnes al lado y un desayuno servido. Pero todo yace en la forma en que te hables y relación con la vida. Si hay drama, eso crecerá. Si hay minimalismo esa será tu intención del día.

Crea el hábito de: Exhala 4 segundos Inhala 2 segundos durante 1 minuto o menos.


Ansiedad es miedo no-digerido. Aprende a digerir emociones.

Reza en bucles


Si me vez rezando en bucle seguro pensarás que estoy loca pero esa vaina funciona. Sea rezar un Ave María o cualquier mantra que te provoque repite en voz alta durante 1-2 minutos para interrumpir el flujo de pensamientos que sostienen amenaza o congelamiento.

Mientras lavas los platos di en voz alta: "Escojo minimalismo aquí y ahora".


Asume responsabilidad sin culpabilidad


Yo no me voy a meter en tu cabeza a hacer el trabajo por ti. Tu necesitas ver el miedo de fondo con los recursos de tu presente y creatividad. Reconoce autosabotaje, castigarte, sufrir, ser chiquita o huir.

Con compasión reconoce por qué tienes tanto miedo de vivir.


Puedes salir de estos estados y te enseño cómo en mi acompañamiento online en directo de 6 semanas Bosque Pantanoso y J*dido. Te incluye una sesión privada express para ver qué te comunica tu ansiedad, medir tu ego, ver qué karmas estás repitiendo y con minimalismo movernos hacia acción.




No tienes por qué sufrir y pelear con tu experiencia humana siempre.

Te enseño cómo salir del bucle donde estás.

No estás sola ni rota.

2115 visualizaciones1 comentario

Entradas Recientes

Ver todo